lunes, marzo 26, 2018

Greenpeace enfrentó a buque ucraniano en defensa de ballenas y pingüinos

Por un Santuario en el Océano Antártico 
  Activistas de Greenpeace  se enfrentaron al buque ucraniano, More Sodruzhestva, en protesta a la pesca intensiva de krill en la Antártida.  Escalaron la nave para desplegar el mensaje: Protege la Antártida y encadenaron al ancla una cápsula de supervivencia donde permanecieron dentro en resistencia pacífica para evitar que pesquen en una zona propuesta como santuario marino.  

Según la organización ambientalista, la pesca intensiva del krill en la Antártida le arrebata el alimento a las especies de la zona, como ballenas y pingüinos.  Mientras los activistas estén dentro de la cápsula encadenada, el buque ucraniano no podrá pescar.

Mauricio Ceballos, vocero de Greenpeace por un santuario en la Antártida, dijo “Nuestros activistas están dispuestos a hacer resistencia sobre las aguas congeladas de la Antártida para frenar  la explotación de una de las áreas más puras del planeta. Los barcos que pescan krill no deben estar pescando en zonas donde la fauna busca su alimento. Tampoco deben pescar en aguas propuestas como santuarios marinos.”

La protesta se efectuó durante la expedición del barco Greenpeace Arctic Sunrise donde se encontraron frente al buque de arrastre y realizaron la protesta durante un trasbordo de carga al frigorífico cerca del extremo norte de la Península Antártica.  Es en esta área donde se pesca la mayor parte de la captura anual total del krill y donde se alimentan ballenas, pingüinos y gran vida silvestre.

Barcos de pesca de krill en la Antártida - Barcos de pesca de krill
en las cercanías de Trinity Island. Greenpeace está realizando
investigaciones científicas y documentando la fauna única de la
Antártida, para fortalecer la propuesta de crear la mayor área
protegida del planeta, un Santuario del Océano Antártico. -
© Daniel Beltrá / Greenpeace

A través de esta acción, Greenpeace hace un llamado a la industria pesquera de krill para que asuma su responsabilidad de salvaguardar las aguas y la vida silvestre de la Antártida y deje de pescar en zonas propuestas como santuarios marinos. (1)

Asimismo, la organización ambientalista está pidiendo colaboración internacional entre los gobiernos de los países que integran la Comisión del Océano Antártico (CCRVMA) para la creación de un santuario en este océano de más de 1,8 millones de km2, que se convertirá en el área protegida más grande del mundo.

Nota:

El Krill, el tesoro de la Antártida
Un crustáceo de no más de 5 centímetros es el principal sustento de la red alimentaria del Océano Antártico. El cambio climático y el crecimiento de la explotación pesquera de empresas de Chile, Noruega, China, Corea del Sur y Ucrania amenazan al krill y ponen en peligro a la Antártida.


El informe de Greenpeace expone los riesgos ambientales de la industria pesquera sobre la Antártida y cómo en los últimos cinco años la pesca intensiva del krill se acerca más a las costas, poniendo en peligro a todas las especies de la zona.

“La explotación pesquera le arrebata a las especies de la Antártida, como pingüinos y ballenas, su principal fuente de alimento y pone en riesgo a la biodiversidad del lugar, ya que pueden ocurrir encallamientos, derrames de petróleo e incendios.” señaló Mauricio Ceballos, miembro de la campaña por la Antártida de Greenpeace.

El krill es un crustáceo que alimenta a casi toda la red alimentaria en la Antártida. Su pesca tiene como objetivo la venta del aceite en Omega 3, principalmente a las industrias farmacéuticas, acuicultura y alimento de mascotas.

Su valor comercial está por encima de los 200 millones de dólares y en 2021 se espera duplique. Cinco países cuentan con buques pesqueros en el continente blanco; Chile, Noruega, China, Corea del Sur y Ucrania, específicamente en un área propuesta como santuario para proteger el ecosistema marino frente a los impactos del cambio climático y la sobrepesca.

Luego de una expedición de tres meses, Greenpeace reveló que la capacidad pesquera en el Océano Antártico está ocurriendo a 30 km alrededor de la costa, cerca de los epicentros de biodiversidad, que incluye a las colonias de pingüinos y las zonas de alimentación de ballenas. Según las pruebas recolectadas, durante cinco años se mostró un patrón de pesca cada vez más cercano a la costa.

Asimismo, el panorama se agravia por el factor del cambio climático. Ceballos explicó que “dentro de este contexto se suma el impacto del cambio climático sobre la zona, que enfrenta a las especies, incluido el krill, a un futuro incierto ya que su supervivencia depende del hielo. En los últimos 50 años la temperatura en la Península Antártica experimentó un aumento de temperatura de aproximadamente 3°C.”

Greenpeace está pidiendo colaboración internacional entre los gobiernos de los países que integran la Comisión del Océano Antártico para la creación de un santuario en este océano de más de 1,8 millones de km2, que se convertirá en el área protegida más grande del mundo. Además, está apoyando propuestas para la protección de la Península Antártica y otros lugares, como parte de una campaña para crear una red de santuarios marinos que abarque al menos un 30% de los océanos del mundo para el 2030.  

Krill en la Antártida - Krill, Euphausia superba, representan un componente crítico de la red trófica antártica, proporcionando alimento para peces, ballenas, focas, pingüinos, albatros y otras aves marinas, así como invertebrados marinos. Greenpeace se encuentra en una expedición de tres meses a la Antártida para llevar a cabo investigaciones científicas, incluidas inmersiones submarinas en el fondo marino, para destacar la urgente necesidad de crear un Santuario del Océano Antártico de 1,8 millones de kilómetros cuadrados. Los hallazgos clave de las imágenes y las muestras recopiladas de las inmersiones submarinas se compartirán con la Comisión del Océano Antártico (CCRVMA) para establecer protecciones localizadas y para fortalecer esta y otras propuestas futuras de protección marina en la Antártida. - © Christian Åslund / Greenpeace

Hielo marino y Hielo glaciar en la Antártida: hielo marino mezclado con hielo glacial en la costa de la isla de Brabante, archipiélago de Palmer, Antártida. Greenpeace está llevando a cabo una investigación submarina del fondo marino para identificar Ecosistemas Marinos Vulnerables, lo que fortalecerá el caso del área protegida más grande del planeta, un Santuario del Océano Antártico. - © Christian Åslund / Greenpeace

Barcos de pesca de krill en la Antártida - Barcos de pesca de krill en las cercanías de Trinity Island. Greenpeace está realizando investigaciones científicas y documentando la fauna única de la Antártida, para fortalecer la propuesta de crear la mayor área protegida del planeta, un Santuario del Océano Antártico. - © Daniel Beltrá / Greenpeace

No hay comentarios.: